Si yo fuera presidente (I)

Pues nada… tengo este blog abandonado desde hace algunos días… no he tenido chance de escribir como quiero, en parte a la infección en la garganta nefasta que me dejó contra el piso durante toda la Semana Santa, tanto así que el martes tuve que ir al médico (Si yo, de esos que no va al médico a menos que tenga el tripero afuera) como algunos asuntos personales que poco a poco se irán ventilando aquí más adelante

En todo caso, tengo muchos días, algunos meses quizás, pensando en escribir algo como esto. Todos nos quejamos de la situación socio económica y política del país, todos hablamos pestes de fulano y sutano, pero pocos aportamos soluciones, y me incluyo claramente en ese grupo de gente. Pues nada, desde hace tiempo tengo mis ideas, muy propias, es mi forma de ver y analizar las cosas, de que se debería hacer para arreglar este país tan bello que es mi Venezuela Querida, pero que no se hace y nos obliga a ser un valuarte del tercermundismo y el subdesarrollo. Es por esto, que a partir de un próximo artículo, y al ritmo que me vayan saliendo las cosas, publicaré mi propio Plan de Desarrollo de la Nación, el Paquete “Oliver” pues. Allí vaciaré, en base a una investigación particular que realizaré, todas mis ideas para que este país salga del olvido y entre de lleno al siglo 21. Tendrá política? Si claro, que esperaban. Tendrá números, economía (Tal como este neófito la entiende), mi propia sociología y alguito de mi veneno personal, pero creo que saldrá algo interesante que permitirá una buena discusión

En todo caso, no esperen algo para ya, es sólo escribir algo que anuncio lo que publicaré más adelante e iré subiendo a mi propio ritmo, y de esta manera, los dos o tres gatos que puedan leer este blog con cierta frecuencia tengan algo más que criticar o comentar.

Por ahora, sólo me queda volver a la realidad de la oficina, por el tiempo que me dure mientras sigo preparándome para lo que viene… todo está sobre ruedas y es lo importante, además de que personalmente me siento bastante bien últimamente

Deja un comentario